Cuna&forma.com

Diseño de packaging para vino.

El Monjío / Packaging de vino

Los proyectos personales nos permiten realizar trabajos en los que nosotros marcamos las limitaciones como un ejercicio de diseño, nos dan libertad creativa y en este caso e packaging para vino nos ha servido como ejercicio.

Para la bodega Esteban Araujo nos hemos autoencargado el diseño de packaging para vino. Una bodega adscrita a la Denominación de Origen Arlanza, que ocupa parte de las provincias de Palencia y Burgos. Aunque la D.O. es joven (2007), la bodega data del Siglo XV y que hemos querido reflejar en los diseños.

El proyecto consta del rediseño del logo y su imagen gráfica y el nuevo diseño estructural de los envases de vidrio y etiquetas que contendrán sus vinos a partir de ahora. Para esto nos hemos apoyado en el contraste entre dos aspectos como son el renacimiento y la religión frente al mundo pagano que siempre ha ido ligado al vino.

Tradición y actualidad mantienen el packaging del vino vivo.

Un diseño estructural novedoso para acercar el producto a un público moderno.

Diseño de packaging para
los vinos jóvenes.

Para los vinos jóvenes hemos diseñado una botella bordelesa con una boca característica, con un cordón de rosca en e interior de a boca, con la intención de que el corcho adquiera esta forma y pueda ser descorchado y tapado a rosca. De esta manera hacemos el producto más asequible para un púbico joven al eliminar el elemento sacacorchos de ritual típico del vino. Un vino ideado para ambientes distendidos, bares, tapeo, para disfrutar entre amigos o en familia… 

El sistema de cierre con el que hemos diseñado las botellas se trata del concepto «helix», que nos permite abrir y cerrar a rosca. También queremos huir del uso de la cápsula, dejando a la vista a boca característica y cerrando con una grapa de aluminio.

Diseño de packaging para
los vinos con crianza.

Para los vinos criados, cambiamos de tratamiento gráfico en a misma línea conceptual, ya que están enfocados a entornos más conservadores como en la restauración. En este caso hemos optado por una estética más sobria y simbólica, pero que en su conjunto se trata de una imagen más figurativa.

Para seguir con esa exploración de los límites hemos elegido representar la figura de una monja en los envases para el vino con crianza. En conjunto con la etiqueta exenta y el cierre, conseguimos antropomorfizar la botella, marcando una diferencia en el mercado y potenciando nuestro concepto.

En el packaging de vino, el diseño es decisivo.

Más Proyectos de diseño de packaging

Diseño de packaging Ceriux

«Ceriux Wine Beer» Es uno de esos proyectos personales en los que el resultado sorprende a todos.

Nuestros servicios de diseño web

Cuna&forma